Endurece Congreso de la Unión vigilancia en instalaciones por atentado contra senadora morenista; algunos vigilantes violan garantías

0
SAMSUNG CAMERA PICTURES

Por Javier Ramírez

Ciudad de México, México.— El Congreso de la Unión, las Cámaras de Diputados y Senadores, endurecieron su vigilancia, violando garantías individuales por parte de su personal de seguridad prepotente, en sus instalaciones debido al atentado con una bomba casera que sufrió la senadora morenista, Citlalli Hernández Mora, en su oficina del Senado de la República el pasado miércoles por la noche.

En la Cámara Alta, el Partido del Trabajo condenó los hechos y exigió el esclarecimiento de los hechos y deslinde de responsabilidades. Hernández Mora, informó estar bien en su estado de salud y confío plenamente en su investigación de la Fiscalía General de la República. “Ni especulación, ni temor, ni mezquindad”.

El personal de vigilancia, algunos de ellos de la Policía Auxiliar y otros del Senado, dejaron pasar por alguna de sus puertas ese artefacto explosivo de fabricación casera a esa instalación pública y casa de los Estados. Este jueves se vio la presencia del personal de la Policía Federal con guardias caninos en las afueras de la Cámara Alta.

Por su parte, el presidente de la Cámara de Diputados, Porfirio Muñoz Ledo, anunció que se reforzará la seguridad interna del Palacio Legislativo de San Lázaro con medidas adicionales, luego de que le estallara una bomba casera a la senadora Citlalli Hernández Mora (Morena), en su oficina del Senado de la República. Y sí, el personal de vigilancia de San Lázaro, sin ningún protocolo y con prepotencia, exigía a empleados y visitantes abrir sus mochilas violando sus garantías individuales.

El diputado presidente señaló que la Cámara de Diputados cuenta con su propio sistema de seguridad y ése es el que se reforzará, ya que a pesar de no haberse registrado incidente alguno como el ocurrido en la cámara alta, se deben tomar acciones preventivas.

“No he hablado con ninguna autoridad de seguridad (pública). Aquí lo vamos a ver en la Cámara (de manera interna). Acabo de hablar con la secretaria General, hace un momento, para ver qué medidas adicionales (se pueden llevar a cabo)”, comentó.

Apuntó que la explosión en la oficina de la legisladora es un hecho aislado y descartó que guarde relación con el narcotráfico o el crimen organizado, dado que no tiene conocimiento que algún legislador, mucho menos la senadora, tenga vínculos con los criminales.

“Yo no conectaría un hecho que tenga que ver con el narco con un dispositivo casero, me parece que ahí no hace sentido, y, además, porque esos atentados ocurren tratándose de revanchas de líderes de ellos, etcétera”, externó.

Consultado sobre si cabría la posibilidad de dotar de seguridad personal a los legisladores, el diputado presidente respondió: “Yo no creo que una bomba casera, que es lamentable, ponga a temblar al Estado mexicano”.

Muñoz Ledo también indicó que el formato de parlamento abierto, establecido por la LXIV Legislatura, requiere de mayor seguridad, porque hay una porosidad.

“Cuando hay más democracia se requiere más seguridad… tenemos que tener un buen equilibrio entre parlamento abierto y seguridad”, manifestó.

Insistió que la explosión en el Senado es un hecho aislado, “yo no lo considero ni un hecho sintomático ni una amenaza, hasta donde yo lo puedo ver”, pero si llegara a repetirse, tendrían que entrar los órganos de seguridad e inteligencia.

“Preocupantes son los ataques al Ejército. Eso sí está siendo un peligro porque hay un tiempo en que el Ejército va a irse retirando de las actividades de seguridad interna y va entrando la Guardia Nacional”, sostuvo.

Ante la pregunta de si la Guardia Nacional podría realizar labores para evitar actos como el ocurrido en el Senado, Muñoz Ledo enfatizó que “La guardia civil no es para proteger los parlamentos, no es el objetivo, aquí tenemos seguridad interna, que es precisamente para ese tipo de hechos”.

La senadora Citlali Hernández quien fuera víctima de un atentado ayer por la noche, expresó por medio de su cuenta de Twitter lo siguiente:

“Sobre lo acontecido ayer en el Senado, les comparto lo siguiente: Estoy bien. He estado en observación médica y análisis toxicológicos para descartar otros riesgos después del impacto. Médicos me acaban de informar que por su parte hay luz verde para darme de alta”.

Y en sus comentarios deja clara su postura:

“Agradezco la atención y preocupación de mis compañeras y compañeros, de amigos y familia, así como del seguimiento de la FGR; confío plenamente en su investigación. Ni especulación, ni temor, ni mezquindad.

Hoy más que nunca reafirmo que mis convicciones son firmes y continuaré acompañando las causas justas que he acompañado siempre; asumiendo mi responsabilidad como representante popular e integrante de la 4T.

La violencia es condenable en todos los casos y continuaremos trabajando por erradicarla en todas sus formas. Llevo la mitad de mi vida dedicando tiempo, amor e inteligencia a un movimiento pacífico, creo en la ruta de la paz.

No tengo miedo. Ante el odio, sólo amor. Poco a poco voy leyendo sus mensajes y atenderé sus llamadas. Agradezco muchísimo sus muestras de apoyo y cariño. Estoy bien y de buenas, convencida de que las victorias del pueblo bueno ya nadie las detiene. Siempre optimistas”.

En tanto, la senadora Geovanna Bañuelos de la Torre, coordinadora del Grupo Parlamentario del PT, condenó el cobarde atentado del que fue víctima la senadora Citlalli Hernández Mora al interior de sus oficinas en el Senado de la República.

Informó que la Fracción Parlamentaria del PT se mantendrá atenta a las investigaciones que lleve a cabo la Fiscalía General de la República y confió en el pronto esclarecimiento de los hechos y deslinde de responsabilidades.

Asimismo, celebró que los órganos de gobierno hayan anunciado el reforzamiento de las medidas de seguridad del recinto legislativo. “La agresión sufrida por la senadora de Morena, de tratarse de una acción premeditada, representa un ataque al Senado en su conjunto”, sostuvo la legisladora.

No obstante, señaló que estas medidas no deben vulnerar el derecho de los ciudadanos a ingresar a la Cámara Alta y por el contrario se debe garantizar la seguridad de legisladores, empleados y de las personas que acuden al Senado.

Bañuelos de la Torre enfatizó que el PT rechaza todo tipo de violencia, por ser incompatible con el proyecto de nación del actual gobierno federal y con la vida democrática del país.

Finalmente, a nombre del grupo parlamentario, expresó su solidaridad y apoyo total a la senadora Hernández Mora.